Una escuela infantil de inglés en la naturaleza

Nuestra escuela

Nuestros niños crecen explorando los rincones que cuidadosamente hemos diseñado para que ellos se sientan seguros. Todos los días promovemos que jueguen y realicen diferentes actividades al aire libre.

Hace doce años iniciamos nuestra andadura trabajando en La Huerta de Carlos, una pequeñita granja urbana en Pozuelo de Alarcón-Aravaca. Las vivencias de los niños resultaron ser extremadamente positivas y quisimos dar un paso adelante creando una escuela infantil (autorizada por la Comunidad de Madrid).
En 2013 iniciamos un nuevo reto como escuela británica autorizada, ampliando la edad de escolarización de nuestros alumnos hasta los 5 años.
Los niños crecen explorando los rincones que cuidadosamente hemos diseñado para que ellos se sientan seguros. Todos los días promovemos que jueguen y realicen diferentes actividades al aire libre bajo la estrecha supervisión de un equipo de profesionales. Aprenden a ser independientes, a ayudar a los demás y se desarrollan siguiendo cada uno su ritmo personal.

A lo largo de la jornada utilizamos prioritariamente el inglés, porque somos conscientes de los beneficios que aporta la variedad lingüística en estas edades tan tempranas.